Press "Enter" to skip to content

Gira de presidente panameño renovó relaciones con EE.UU.

Panamá, 25 Jun (Prensa Latina) Criterios a favor, en contra y hasta suspicacia sobre los beneficios para Panamá generó la gira protagonizada esta semana por el presidente Juan Carlos Varela a Estados Unidos, donde se reunió con su homólogo Donald Trump.

Justamente este encuentro fue el más seguido por los medios locales de prensa, dado los fuertes rumores que corrieron sobre la posibilidad de que el magnate estadounidense forzara las acciones para lograr el retorno de alguna base militar a suelo canalero.

Sin embargo, para el mandatario istmeño este periplo de cuatro días sirvió para renovar las relaciones entre ambas naciones,en el plano diplomático y de la cooperación técnica.

‘Dejamos claro entre los tomadores de decisiones en Estados Unidos los avances de Panamá en la lucha contra las drogas, la corrupción y nuestro papel regional’, expresó Varela antes de regresar al país en la noche de ayer.

Durante su conversación el pasado lunes con el jefe de la Casa Blanca, Varela acordó fortalecer la relación bilateral y enfrentar juntos los desafíos en materia de seguridad, gobernabilidad, desarrollo económico y social dentro de la región.

Además, coincidieron en la necesidad de incrementar esfuerzos para enfrentar el aumento en la producción de drogas, buscar una salida a los conflictos regionales y combatir el clima de inseguridad que viven algunas regiones en Centroamérica, refiere una nota de prensa del Gobierno panameño.

De igual forma, hablaron sobre la necesidad de trabajar de manera conjunta para disminuir la migración irregular en algunos países del continente, y de la llamada Lista Clinton.

Ese último tema fue también tratado con el secretario del Departamento del Tesoro, Steve Mnuchin, a quien presentó los avances del país en materia económica y de transparencia financiera.

Tras el encuentro con Trump, Varela declaró a los medios de comunicación que en Panamá ‘no se perdió ni un puesto de trabajo con la inclusión de más de 60 empresas en esta lista discriminatoria y extraterritorial’.

Criterio que criticaron y desmintieron diversos grupos de la sociedad civil porque solo en GESE, empresa que edita los diarios La Estrella de Panamá y El Siglo, se ejecutó un recorte forzoso del 30 por ciento de la fuerza laboral como resultado de ese instrumento de poder.

El jefe del Ejecutivo istmeño también presentó ante el Club Económico de Washington los fundamentos de su política económica y sustentó las razones por las que el país logró y mantiene su crecimiento económico, además de aumentar las inversiones extranjeras en un 10 por ciento.

La agenda de Varela por tierras norteñas incluyó, además, su participación en el Diálogo Interamericano y reuniones con líderes políticos de Estados Unidos.

Se reunió asimismo con miembros de los comités de Relaciones Exteriores de la Cámara de Representantes y del Senado, quienes reconocieron a Panamá como ‘un aliado’ para enfrentar los retos de la región.

Comments are closed.